Amor en línea servicio de citas

Cuando a Marcela, bogotana de 39 años, le llegó una nueva invitación de amistad en su red social, nunca pensó que el que la estaba contactando iba a hacer que su vida cambiara completamente. Era elJosé Luis, limeño de 40 años, vio el perfil de Marcela en medio de los contactos de Bruno, uno de sus amigos de la universidad. Le amor en ... Amor en Linea - Es una página de citas 100% gratuita - con un sistema de emparejamiento automático y una comunicación instantánea vía Messenger. Pasa un buen rato buscando solteros/as amistosos/as con tus mismos intereses. Encuentra la pareja perfecta en cualquier sitio del mundo filtrando los resultados por lugar de residencia, edad y estilo de vida. solteros colombianoes de citas - sitio de citas para solteros graves Sobre colombia-citas.com: Bienvenido al primer sitio de citas para solteros y honesta amor orientado a la comunidad y la amistad de hombres y mujeres en el mundo! colombia-citas.com es actualmente el servicio más grande citas en línea para los solteros colombianoes. Amor en línea en De realon con mobifriends es muy fácil y divertido. ... y aceptas los Términos del Servicio y la Política de Privacidad . ... España nuestro sitio de citas y si ves ha alguien que te guste no dudes en regístrate completamente gratis en menos de 1 minuto. En perfiles-msn.com podrás enviar mensajes completamente gratis y ... Tinder o el comienzo de una nueva era. El sitio Numero 1 de Estados Unidos para Citas, Encuentros y Noviazgo. Aquí es el comienzo de todo y, por eso, surgen más de 6 mil relatos por ano de Consejos en línea para seguridad en las citas · Cómo funciona citas en linea. Amor en Linea - Es una página de búsqueda de pareja gratis - la cual te permite encontrar personas que coinciden con tu criterio de búsqueda de manera automática y comunicarte con las mismas de manera inmediata a través de Messenger. Puedes realizar la búsqueda por solteros/as que tengan gustos y pasatiempos similares a los tuyos, encuentra tu pareja perfecta en cualquier parte de mundo ... Amor en Línea ¡Encontrá tu amor en línea GRATIS! Registrate en el sitio más grande de solos y solas para encontrar pareja online coordinando citas de acuerdo a tus gustos y preferencias. Chateá, buscá y encontrá pareja en el sitio de citas web más grande de Argentina. ¡Miles de solteros y solteras conectados te esperan!. En MnogoChat muy fácil, basta con crear su propio perfil, subir tus fotos, utilice la búsqueda y correspondencia con nuevos amigos en línea! Internet dating MnogoChat. A diferencia del sitio MnogoChat de otros sitios de citas es que se puede encontrar aquí el amor y la amistad de mucho más rápido. La principal diferencia - es una ... Amor en línea Costa Rica . Busca pareja y conoce solteras y solteros latinos en iloviaLatam, tu página de citas serias en Costa Rica .Crea tu perfil, descubre los solteros en Costa Rica y encuentra tu media naranja. Si vives fuera de Latinoamérica y buscas una pareja latina, te damos la bienvenida igualmente. En una de las ocasiones que los discípulos vinieron a Jesús, le preguntaron quién podría ser el primero de entre todos ellos, y Él les respondió: “el de ustedes que quiera ser grande, que ...

Karen con derecho me arruina mi propuesta de marrimonio

2020.10.04 07:13 zaidgmzanz Karen con derecho me arruina mi propuesta de marrimonio

Bueno, quiénes ya leyeron mis historias anteriores, deben de saber que ya llevo casi 6 años de noviazgo con Nadia y pues desidi que quiero pasar el resto de mi vida con ella, así que tenía pensado proponerle matrimonio en un restaurante elegante donde fue nuestra primera velada o cita o no se cómo llamarlo.
Bueno, hace 2 semanas me puse a buscar alguna tienda de joyería en línea ya que donde vivo no han sido abiertas por lo del c0vid y pues iba a hacer un pedido por internet, pero solo encontré un lugar ya abierto que no tenía servicio hasta donde yo vivo pero yo sí podía ir, ya que ni estaba tan lejos y si daban servicio temprano, así que me puse en marcha.
Tome mi tarjeta y me fui a ese sitio, aunque ahora se má hace un poco ridicursi ir 2 horas de ida y 2 horas de regreso solo por un anillo de matrimonio. Pero en fin
Al llegar allá me tope con varios anillos bonitos, pero tenía que buscar uno que le gustará a mi novia, y encontré uno muy bonito de oro, con selenio en donde debe de ir el diamante,(para los que no sepan el selenio es una piedra preciosa que tiene un tono rosado decido a las sales donde está crece, solo, un dato informativo) vi ese anillo, y como a Nadia le gusta mucho el rosa lo compré y me lo llevé en una cajita típica de los anillos de bodas.
El pasado miércoles le dije a mi novia que fuéramos al restaurante y ella se emocionó mucho ya que, a parte de tener valor sentimental, le gustaba mucho ese lugar, así que fuimos, me lleve en anillo sin que ella supiera, y todo sería perfecto.
Pero, por eso estoy en este subreddit, porque al parecer soy un imán de karens andante, en serio, alguien diga cómo se apaga el bendito imán.
Primero, al estar en la fila, nos iban pidiendo nombre ya que este restaurante es en café a tener una reservación, y se va metiendo a la gente en base a la hora y mesa, al llegar, vimos que éramos pocos, avía 1 señora, una pareja de adultos y 4 chicos, así que solo esperamos a que nos llamarán.
Primero llamaron a la pareja de adultos, y luego a los 4 chicos, extrañamente avía muchísima gente, no se supone que es cuarentena, pero bueno, vuelvo a la historia
Cuando nos llamaron dijeron, "mesa para galindo, repito, mesa para galindo" ese es mi apellido
Y nos paramos, cuando nos iban a atender la señora nos aparta y dice,
_Qui estoy,
El chico que atiende la ve raro y dice confundido
_¿Señor zaid, mesa para 2 verdad?
La señora al parecer no escucho que dijo "Galindo" y no "Galicia" que no se parecen, como se su apellido, pues, ella exclamó gritando al chico
_cimo que señor, soy la señorita Ximena Galicia,
El chico le dice
_bueno señorita, está recreación es para el señor Zaid Galindo
-somos nosotros
Dije yo, así que más pasaron y nos dieron la mesa, la señora estaba ofendida, por que le aviamos quitado su lugar, pero su mesa ovbiamente era para uno y la mía era para dos, y como no quería arruinar ese día, solo la ignore y seguí con mi camino, en fin, entramos y pedimos nuestra comida, pero no me di cuenta que la señora la pusieron serca de nuestra mesa y se me quedaba viendo con unos ojos de león asechando, pero la seguí ignorando
Bien dicen que el silencio dice más que mil palabras, por qué, la señora cada vez que notaba que la miraba se enojaba más, creo que quería que le dijera algo para que hiciera algo, pero no quería arruinar mi propuesta,
Pedí una mesa lago alejada para poder arrodillarme y pedirle la mano a Nadia, y aparte pedí que pudieran de música de ambiente una canción que a ella le gusta mucho "tu amor me hace tanto bien, de Alejandro Fernández" asia que, después de pedir los postres, empezó a sonar la canción, ella de emocionó diciendo,
_waw mi canción, seguro que tienes algo que ver con eso no Zaid.
Yo solo le sonreí, me pare de la mesa, todos se me quedaron viendo, creo que creían que estaba molesto o solo querían ver el chisme, porque dejaron de hacer lo que estaban haciendo, bueno, yo me pare de la mesa, me arrodillé, saque la caja, y dije las palabras mágicas
_Nadia zafiro, te casarías con mi...
No acababa de hablar cuando sentí algo correr por mi espalda, y manchando mis lentes, con un olor a ¿Fresa? pero que ch1ng4d0s me habían derramado una maldita malteada de fresa en mi cabeza, y cuando me pare a limpiarme la cara con una servilleta y volteo, no adivinaran a quien vi, o tal vez si, era la señora, la señora dijo con un tono burlón
_ups
Yo, cómo soy muy explosivo, trate de calmarme para no arruinar más la noche, y le pregunté medio molesto
_oiga señora, me podría explicar como su malteada terminó en sima de mi cabeza
Nadia solo estaba ahí callada mirando sin decir nada, la vi entre enojada, alegre y tratando de contener la risa,
La señora me dijo la mentira más pendeja del universo,
_hay es que no lo vi
¿No me vió? A ver mido 1.82 y no me vió, es enserio señora, enserio
Yo le dije
_Disculpe pero como que no me vió
_pus no lo vi
Nadia interviene y dice
_como no va a ver amo novio si mide mucho más que usted,
Si la señora era más chaparra que no novia, y a ella si le llevo mucho, mide 1.70, se que es alta, pero yo le llevo 12 CM de altura.
La señora dice otra vez
_pus que no lo vi
Nadia le dice más enojada
_señora, no estoy siega ni pendeja, usted llegó después de que mi novio se arrodillara, se acercó y le tiro su malteada, descaradamente enfrente de mi, que estaba pensando, que no la veía, enserio.
Yo le digo molesto
_señora, por qué huso eso
La señora estaba pendeja o que, ella dijo
-porque me robaron mi turno, y mi mesa, y me hicieron esperar otra hora ahí afuera con el covis, (si ella dijo covis y no llevaba cobrebocas) y si me diera el covis será su culpa, así que si muero será su culpa y por eso lo hice
Nadia y yo nos quedamos con cara de, pero qué chingados, y antes de decir algo, la señora me quita la caja de mi mano y de va corriendo, pero en la puerta, la seguridad la detiene, es la primera vez que veo a una chica de seguridad deteniendo a una señora gorda corriendo, si la señora estaba gorda, no es una burla, yo lo fui, pero es que los era un jamón andante, peor bueno, la chica de seguridad le dice
_oiga, no se puede ir sin pagar y que es los UE trae en la caja
Al parecer la chica de seguridad vio el alboroto, y la detuvo y me llamaron, obviamente, me dieron una toalla para limpiarme la malteada y le preguntaron a la señora
_señora que trae en esa caja y por qué se la quitó al muchacho
La señora dice medio nerviosa, a parte de pendeja siega, ya verán por qué, ella dijo
_una esclava que era de mi madre (es una especie de cadena de muñeca)
-bueno señora, ahora joven, que hay ahí dentro
_bueno, en la cajita hay un..
_miente, el es un ladrón, arrestelo
_señora déjelo terminar
-bueno, decía, en la cajita hay una bullo de oro rosado( si existe el oro rosado, no se cómo lo hacen pero lo hacen) con una piedra rosada en donde debe de estar el diamante, es una anillo de compromiso
La chica de seguridad y la señora de me quedaron viendo, creo que es por qué tengo 19 años,
La señora sonrió ya que dedujo que no me estaba comprometiendo con 19, pero o sorpresa, lo que había dentro era ese anillo, la señora se enrijesio de rabia, y la chica de seguridad se enternesio y se le salió una lágrima, ahorita verán por qué
La chica de seguridad _bean, hagamos un trato, joven que es lo último que pidió,
-bueno oficial, pedí 2 postres del día,(son algo caros)
_ok joven, que le párese si por las molestias, está señorita pague por sus postres
_Y YO POR QUE
La oficial le exclama,
-por que causó disturbios, mintió a seguridad e intento robar algo que de seguro vale más de 80 mil pesos,( en realidad si vale eso, si está caro casarse, pero y que)
La señora no tubo otra que pagar por mis postres, bueno, postres gratis
Antes de volver a mi mesa, la señora se fue a la suya y la oficial me dice
_oiga, se ve que quiere mucho a su novia no?
-si oficial la quiero mucho
_puedo saber quién es
-señale mi mesa y la vió
_o, usted es quien llamo a la policía ese día no?
_el día que la chica fue secuestrada y ya sabe lo demás, es usted el novio de esa chica no es así
-pues si lo soy oficial
_buebo, ya veo por qué ella salio de ahí ese día, usted jovencito me recuerda mucho a mi marido sabe, el , hizo mucho antes de su fallecimiento,
-lo lamento mucho oficial
_no tranquilo joven, el murió de una manera que jamás olvidare, el era policía al igual que yo, y era mi pareja además, pero cuando fuimos a ver un asalto se puso en medio de una bala y murió por protegerme, y creo que usted hiso lo mismo hace unos años no?
-pues no recuerdo muy bien ese día, tuve amnesia, pero creo que si hice eso, por eso tengo una marca
_bueno hijo seré directa, ese anillo es igual al que mi marido me dio hace años, y me recordaste a el,
-o ya veo
_solo cuida a tu chica está bien, o tendré que arrestarte
-no se preocupe, no me tendrá que arrestar por eso jeje
Volví a mi mesa y llegaron los postres, y ni Nadie ni yo dijimos nada ni hicimos nada, guarde el anillo, después de pedir la cuenta Nadia de hecho a reír
-en serio esto es gracioso Nadia ??
_bueno, esto no es como me lo imaginaba, y si estaría riendo, estaría llorando, asi que, si es algo gracioso,
Yo solo me reí con ella, y saliendo del restaurante fuimos al parque y ahí logré pedirle matrimonio, aunque perdió el encanto, pero ella acepto y no se si en verdad lo hizo o solo me siguió el viaje, por qué lloro de felicidad diciendo que si e hizo algo que no me esperaba, se arrodilló con migo y saco una caja con una esclava de oro con un grabado que desia "para mí gran amor Zaid, de Nadia ❤️" y me dijo que si me casaria con ella, ambos dijimos que si y pues nos casaremos pronto
Se que esto es algo, bueno, es muy largo pero quería que supieran qué tan pendeja está la gente pendeja, y se que dirán, "se van a casar con 19 años, que están pendejos o que" y si, nos vamos a casar con 19 años y que, si lo quisimos así fue por qué así lo queremos, así que eviten ese tipo de comentarios.grasias. es todo por hoy.
submitted by zaidgmzanz to padresconderecho [link] [comments]


2020.07.28 03:06 Otro_engranaje El amor, con etiquetas.

¡Buenas comunidad!
En esta ocasión traigo para compartirles un breve ensayo que elaboré en estos días sobre la cuestión del amor y su mercantilización en redes sociales estilo Tinder, Badoo, y otras tantas. Les dejaré el link a mi blog, si les place para leerlo con mayor comodidad, y también dejaré el ensayo por este medio. Sin más preámbulos, el ensayo...

El amor, con etiquetas.
No es un nuevo decir que “el amor”, en el transcurso del siglo XXI, ha tomado en las sociedades modernas un rumbo completamente diferente al que seguían los compromisos tradicionales. Tampoco es nuevo el decir que el “amor” (en comillas, pues deberíamos definir qué es amor) se transformó en una mercancía más en el momento que fue acaparado por el “espectáculo”.
Cuando Guy Debord (filósofo situacionista) escribía en los 60’ que “el espectáculo no es un conjunto de imágenes, sino una relación social entre personas mediatizada por imágenes”[1], no creo que haya imaginado que las mismas personas fuesen las que configurasen su propia imagen para utilizarla como un medio de relacionarse socialmente o, por lo menos, no con la misma eficiencia con la que hoy lo hacemos. Y es que, en su gran mayoría, las webs y apps de citas por internet son fundamentalmente eso: la mercantilización del amor, la cosificación de nuestra imagen como individuos. Y, parafraseando a Bauman, las relaciones tienden a ser “líquidas”, débiles e implican poca responsabilidad. Es cuestión de satisfacer un deseo o una apetencia, por eso no implica realmente una relación “amorosa”, no implica un “nosotros”. Las palabras del filósofo, sociólogo y ensayista son crudas, pero de una verosimilitud considerable con la realidad:
El deseo es aquí el deseo de consumir […]. El deseo es un impulso dirigido a despojar a la alteridad de su otredad y, de paso, de su poder. De tanto ser probada, explorada, conocida hasta la familiaridad y domesticada, la alteridad sale con el aguijón de la tentación extirpado y roto... sí sobrevive al tratamiento, claro está. Pero lo más probable es que, en el proceso, sus restos no digeridos terminen cayendo del ámbito de los productos consumibles al de los desechos.[2]
El miedo a la responsabilidad es evidente, y el lenguaje hace una manifestación empírica de ello. Los llamados “vínculos sexo-afectivos” manifiestan esta cosificación, aunque el término en sí sea utilizado para “no poner al otro en el lugar de objeto de un vínculo”[3], cuando el proceso mediante el cual uno selecciona estos vínculos es comparable al de ver un catálogo de ropa en línea:
¿Cómo hacer para generar un "match" que sea compatible con lo que buscás? Lo mejor es ser específico en las búsquedas. "Vamos buscando gente afín, yo tengo mis claves, políticas y feministas, y esto me sirve de filtro para las personas que agrego.[4]
La anterior declaración de una usuaria de la app Tinder deja en claro el proceso. Basta con seleccionar filtros para encontrar lo que más se adecua a lo que uno desea del otro. Todo aquel que no cumpla los requisitos que cada uno o cada una impone en su búsqueda, será invisibilizado por un algoritmo que “filtra” aquellos perfiles que no nos gustan o no nos interesan.
La “ley de Mirtha.”
Mirtha Legrand, la “Chiqui”, conductora de televisión argentina de antaño, forjaría sin saber el precepto que este tipo de redes sociales readapta a su estructura de funcionamiento: “Cómo te ven, te tratan…” y si te ven mal no hace falta el maltrato, alcanza con hacer un “click” o un movimiento del dedo (dependiendo de si se usa una computadora o un smarthphone) e indicarle a la aplicación que no nos interesa el perfil que se nos presenta en la pantalla.
Refiriéndose al “sexting” (o “sexo virtual”), una experta en salud sexual señala:
“… tener en cuenta que nuestras imágenes se deben enviar sin el rostro y sin ninguna seña particular que nos pueda reconocer […]. El riesgo que corremos es que nuestra imagen sea reenviada sin que estemos de acuerdo…” [5]
Si bien la autora informa sobre un peligro real y habitual en la cuestión de la divulgación de imágenes íntimas en la virtualidad, deja constancia de este empleo de la imagen como mero objeto de deseo, y la “cosa” sigue ahí, al punto que no podemos ni confiar por entero en nuestro “vínculo”, pero aun así necesitándolo para satisfacer nuestros apetitos sexuales.
Cuando Zygmunt Bauman habla sobre la “vida de consumo”, se refiere justamente a una sociedad donde todo debe ser necesariamente consumible, dónde nosotros mismos somos llamados a producirnos para nuestro posterior consumo:
Los colegiales y colegialas que exponen con avidez y entusiasmo sus atributos con la esperanza de llamar la atención y quizás ganar algo de ese reconocimiento y esa aprobación les permitiría seguir con el juego de la socialización; los clientes potenciales que necesitan expandir su nivel de gastos y límite crediticio para ganarse el derecho a un mejor servicio […].
Ellos son, simultáneamente, los promotores del producto y el producto que promueven.[6]
A modo similar, somos nosotros quienes construimos una imagen, un perfil que nos sirve como carta de presentación, al mismo tiempo que buscamos perfiles que cuadran con nuestros gustos y nuestras preferencias. Nos evitamos así la molestia de tener una experiencia “desagradable” con nuestro próximo “vínculo” a consumir.
En la web del diario La opinión de Murcia, una crónica nos brinda un ejemplo claro, en contexto de pandemia –que al mundo azota en este 2020–:
Mientras esperaba para volver desde el extranjero, Alicia se ilusionó con Paula. «Parecía que la cosa iba bien. En cuanto volví a España, quedamos. Era la fase 3». Alicia recuerda pasar una primera cita con las mascarillas puestas y miedo al contagio, pero «la distancia social no la mantuvimos». «Fue una cita agradable, pero no hemos vuelto a hablar», manifiesta Alicia, que recuerda que se había formado otra imagen de ella por sus fotos y mensajes y, finalmente, superó sus expectativas.[7]
En el momento en que la incongruencia entre la imagen y la realidad queda en manifiesto, la ilusión y el deseo se desvanece. El conocer al otro, el adentrarse en el otro, no juega un papel importante. Pero así es el acuerdo, casi tácito, entre los usuarios.
Cualquiera puede retrucar, en esta instancia, que lo de dar una “buena imagen” no es nuevo. Lo cual es bien cierto. El linaje, las riquezas, la gentileza “caballeresca” … eran así mismo una especie de carta de presentación en otros momentos de la historia. En el Decamerón de Bocaccio es factible de observar este tipo de estilo de “hombre” de la Alta edad Media, y asimismo prototipos de mujeres “ideales”. Pero se trataba de una sociedad más elitista y estrictamente jerarquizada, y no existía una “mercantilización” de la imagen como la que hoy tenemos, ni tampoco una producción tan generalizada de nuestra propia imagen. Lo que vivimos hoy es una especialización técnica y masiva de autoproducción y consumo de experiencias, donde ya ni siquiera buscamos el amor, sino la satisfacción; donde no queremos asumir compromisos, sino consumir hasta que el producto se agote.
La imposición silenciosa de una imagen hegemónica.
No se puede oponer, abstractamente, el espectáculo y la actividad social efectiva; este desdoblamiento se encuentra él mismo desdoblado. El espectáculo que invierte lo real es efectivamente producido. Al mismo tiempo, la realidad vivida se encuentra materialmente invadida por la contemplación del espectáculo, y retoma en sí misma el orden espectacular dándole una adhesión positiva. De los dos lados la realidad objetiva está presente. Cada noción así fijada no tiene como fondo más que su pasaje a lo opuesto: la realidad surge en el espectáculo, y el espectáculo es real. Esta alienación recíproca es la esencia y el sostén de la sociedad existente.[8]
No solo nos producimos a nosotros mismos para nuestro posterior consumo, así como buscamos un perfil que nos resulte “deseable” o que sea de nuestro agrado. Necesitamos un modelo. Necesitamos saber cómo ser “lindos”, “apuestos”, “atractivos”. Precisamos construir una imagen que atraiga a más compradores y/o compradoras, con el menor margen de error posible. Aquí es donde aparece el espectáculo como “la afirmación de la apariencia y la afirmación de toda vida humana, es decir social, como simple apariencia.” [9] La relativa facilidad contemporánea de acceder a los medios masivos de información y del espectáculo hacen factible esta imposición de una imagen hegemónica[10], tanto para el hombre como la mujer, a la que el gran público tiende a aspirar. Y, a veces incluso sin saberlo, reproducimos esta imagen de lo “bello”, de lo “atractivo”, de lo “sensual”, en un intento voraz por agradar y por producirnos. Así mismo, cuando buscamos en las redes de citas virtuales nuestra “pareja”, las primeras impresiones nos entran directamente por los ojos, pero no solo por los ojos, sino que también penetran en esa estructura espectacular de lo “bello” que hemos incorporado, que se a introducido, justamente, de manera silenciosa.
El caso del cuerpo femenino es fácil de observar, sobre todo con el auge de los y las influencers.[11] Una de estas figuras hegemónicas que se instala y que sin saber se anhela es, por ejemplo, en Argentina, la de Maria Sol Pérez, o Sol Perez. El volumen y las curvas de su cuerpo vienen a representar la figura de lo sensual[12]. Se sigue así, entonces, que la mujer cuya figura más se asemeje a la de la influencer, será más atractiva. Eso se aspira tener (en el caso del consumidoa) y eso se busca ofrecer (en el caso de quién se produce).
¿El fin del amor?
Si bien lo anteriormente expuesto es evidencia explícita de la mercantilización de nuestra figura y nuestra imagen, así como del consumo del otro como si de un producto más se tratase para la satisfacción de algún apetito nuestro, todo este panorama no es ni por lejos una ley “universal” (aunque tienda a ser la “norma”)
Las relaciones amorosas de este siglo, concretadas mediante un proceso completamente comparable al de ir a un supermercado o al de hacer compras en línea, se articulan a través de una estructura, por así decirlo, de mercado. Lo que no quita que uno no pueda encontrar el amor a través de ellas. Pero debemos cuestionarnos: ¿Cuándo gana la aplicación?, ¿cuándo encontramos “el amor”, o cuándo nos vemos forzados a recurrir a ella una y otra vez por nuestras relaciones “fallidas”?
Antes de finalizar este breve ensayo, me permito dar una concepción más profunda sobre el amor, del ya citado libro de Zygmunt Bauman:
[…] no es en el anhelo de cosas ya elaboradas, completas y terminadas donde el amor halla su sentido, sino en el ansia por participar en el engendramiento de tales cosas. El amor es análogo a la trascendencia; no es más que otro modo de llamar al impulso creador y, como tal, está preñado de riesgos, pues ninguna creación sabe con certeza en qué irá a dar.[13]
El amor seguirá existiendo. Solo basta distinguirlo y no sucumbir ante lo efímero de la mera imagen.

[1] Debord, G. (1967): La sociedad del espectáculo. Ediciones naufragio. (p.9) En línea: http://criticasocial.cl/pdflibro/sociedadespec.pdf
[2] Bauman, Z. (2003): Amor líquido. Paidós. España. Barcelona. (p.27)
[3] (18-08-2019): “´Salgo con mi vínculo´: el nuevo vocabulario de las relaciones de hoy”. Clarín, Entremujeres, Edición virtual en línea: https://www.clarin.com/pareja/-salgo-vinculo-nuevo-vocabulario-relaciones-hoy\_0\_f\_hAm1RNY.html
[4] (17-05-2019): “Apps de citas: lo que buscamos, lo que nos ilusiona, ¡lo que nos espanta!”. Clarín, Entremujeres, Edición virtual en línea: https://www.clarin.com/entremujeres/pareja/apps-citas-gusta-ilusiona-espanta\_0\_5UuqHXRUo.html
[5] Zilberman, D. (26-07-20): “No podemos dejar de lado la sexualidad”, Página 12, Sociedad. Edición impresa, p.21.
[6] Bauman, Z. (2007): Vida de consumo. (p.13) Ebook. En línea: https://www.lectulandia.co/book/vida-de-consumo/
[7] Mar Ibáñez León (25-07-2020): “Noviazgos por Tinder durante el confinamiento”. La opinión de Murcia. En línea: https://www.laopiniondemurcia.es/cultura-sociedad/2020/07/26/noviazgos-virtuales/1132149.html
[8] Debord, G. op. Cit., p.10
[9] Debord, G. op. Cit., p.10
[10] Se habla de “hegemonía” cuando hay un dominio o superioridad de una entidad sobre otras “de igual tipo”. (Wikipedia. Wiki: “Hegemonía”. En línea: https://es.wikipedia.org/wiki/Hegemon%C3%ADa)
[11] Según Wikipedia: “El marketing de influencia, o mercadotecnia influyente, es una forma de publicidad que ha surgido a partir de una variedad de prácticas y estudios recientes, enfocada más a los individuos que al mercado objetivo en su conjunto. Identifica a las personas que tienen influencia (comúnmente llamados influencers) sobre los compradores potenciales y las actividades de mercadotecnia orientadas en torno a estas personas influyentes.” (Wikipedia. Wiki: Mercadotecnia influyente. En línea: https://es.wikipedia.org/wiki/Mercadotecnia\_influyente)
[12] (18-08-2018): “Sol Pérez derritió Instagram con un sensual topless ¿y moretones?”. Los Andes. En línea: https://www.losandes.com.asol-perez-derritio-instagram-con-un-sensual-topless-y-moretones/
[13] Bauman, Z. op. Cit., p.24
submitted by Otro_engranaje to filosofia_en_espanol [link] [comments]


2019.02.16 20:19 keylanaomi Infodump: Algunos conceptos basicos sobre trans

Comentario original del usuarix u/SouthernSolice en el post SouthernSolice's Informational comments on being trans


Infodump: Aquí están todos mis comentarios informativos pegados juntos.
(A.) ¿Te sientes suicida o deprimida?
Por favor, trata de buscar a otras personas extrañas que pasan por el mismo tormento que tu. Los centros de LBTGQIA + y los grupos de orgullo en mi universidad me salvaron la vida. Sé que la mayoría de las personas trans quieren esconderse, pero esforzarse para encontrar a otros ayudará.
La línea de vida trans estuvo siempre ocupada, pero la línea de vida del proyecto Trevor me ayudó a superar un par de intentos de suicidio y episodios de autolesión. 866-488-7386
(B.) ¿No has salido con tus padres?
Aquí hay una guía de 10 pasos (8 páginas) para todos los géneros que lo ayudarán a comunicarse con sus padres.
(solo en inglés)
(C.) ¿Tus padres no te aceptan?
No vas a encontrar nada o hacer nada en el momento que pueda convencerlos de lo contrario. Te aman, lo cual es algo muy muy bueno. Están en un lugar emocional en este momento del que los hechos y la lógica no podrán sacarlos de ahí.
Mi mamá era la misma. El tiempo la ayudó a darse cuenta de que tomé la decisión correcta de salir como trans y vivir mi vida como mujer. Ha pasado un año desde que salí con ella, y ella probablemente todavía no me ve como su hija. Pero ella no usa mi nombre muerto, ni me malinterpreta, ni me llama su hijo; Así que creo que estamos haciendo un buen progreso.
Ninguna conversación o ciencia podrá convencer a tus padres de que su hijo siempre ha sido de un género diferente. Desearía poder ofrecerte ese estudio científico revisado por expertos que podría cambiar las creencias de tus padres, pero no hay ninguna. Solo el tiempo y la paciencia pueden ayudarles a ver que usted es serio y correcto.
Sin embargo, sí hable con ellos, pero no espere que salgan de sus creencias sostenidas durante varias charlas. Tu objetivo debe ser mostrarles qué tan serio eres y cuánto significa su amor para ti.
(D.) ¿En la universidad?
El consejo que doy a todos los estudiantes universitarios de un graduado universitario (artes liberales BA de una universidad de AL):
Introducción: intente hacer amigos queer yendo a grupos queer, vaya a las horas de oficina de sus profesores, asegúrese de que sus profesores sepan su nombre y pronombres antes de su primera clase, utilice los recursos de salud mental de la universidad (asesoramiento y psiquiatría), busque La gente queer, y no te olvides de estudiar mucho.
1.La universidad debe ofrecer servicios de salud mental gratuitos o de costo reducido, como asesoramiento y psiquiatría. Si tiene una enfermedad mental que puede ser tratada con medicamentos, debe intentar que le receten medicamentos. (Me recetaron medicamentos bipolares a bajo costo que ayudaron mucho) Investigue todos los servicios médicos y consejería. Usalos, usalos a ellos.
  1. Únase al grupo LGBT o lo que sea que tenga su campus. Hice amigos aquí, aunque era / soy muy torpe socialmente. Yo era la única persona trans en un gran grupo LGBTQ, pero las personas queer tienden a ser increíbles y amorosas
  2. Fui a una gran universidad pública en las profundidades del sur, y no fui acosada con mis faldas o vestidos porque creo que las ciudades universitarias son, en general, más tolerantes.
4.Los profesores han estado aceptando hasta el momento, la mayoría solo se preocupa de que usted haga su trabajo. Cuando volví a mis profesores en la universidad. De hecho, creo que todos me gustaron más una vez que estuve fuera y más cómodos en sus clases / seminarios.
5.LGBT centros. Vaya al centro LGBTQ más cercano si su universidad no tiene uno. Fui a un centro LGBTQIA + cuando intentaba salir. Los centros LGBT son un lugar donde puedes estar con otros sin tener que preocuparte por estar fuera del centro. También son un excelente lugar para encontrar recursos para ayudarlo en caso de una emergencia.
6.Trate de iniciar la TRH. Las clínicas de consentimiento informado son una bendición. La TRH me ayudó mucho con mis problemas mentales y también me veo mucho mejor.
  1. Algunas universidades y colegios pueden permitir que las personas trans lleguen después de las horas de trabajo (o temprano en la mañana) para nadar si se comunica con ellos antes y establece una hora. La mayoría (como la mía) le permitirá tener su propio carril, que es mucho mejor que no tener uno, ya que nadie intentará frotarse con usted. Para las piscinas públicas, mi novia y yo estamos aterrorizadas de entrar en una.
8.No tengas relaciones sexuales con extraños. Si se siente presionado por ellos y siente que lo están manipulando para tener relaciones sexuales con ellos, aléjese. NO VIVIR CON PERSONAS PARA EL SEXO. (no termina bien de la experiencia personal y de las historias de otros)
  1. Use PREP si tiene relaciones sexuales con extraños.
  2. Diría que es mejor aprender sobre el centro de asesoría, el centro de salud, los baños neutros en cuanto al género y los recursos y políticas LGBTQIA (y me encanta el mío aquí). Lamento no haber aprendido sobre el grupo LGBTQ local, porque así es como hice a todos mis amigos. Se vuelve bastante solitario si no estás fuera o no estás conectado con otra gente queer / trans. Las ciudades universitarias no son tan aterradoras si eres trans tbh. La mayoría de las ciudades universitarias que he visitado son liberales o libertarias. Advertencia: manténgase alejado de hermandades y fraternidades, especialmente en el sur. A menos que sea blanco / rico / pasajero / sociable.
(E.) ¿Necesitas consejos de citas?
Las citas LGBTQIA + son más difíciles que las citas cis-het, dado que hay un grupo de citas más pequeño. Muchos dirán que no les importan los genitales, solo el género, pero pocos realmente cumplen su palabra.
Las personas bisexuales tienden a ser las que realmente miran más allá de los genitales e incluso el género, por lo que tiene más posibilidades de encontrar a un hombre bisexual para salir con usted que a un hombre cishet. Sin embargo, hay hombres heterosexuales que saldrán contigo. Solo tienes que eliminar a aquellos que solo están saliendo contigo porque eres trans y no a pesar de ser trans. La escena de citas es áspera para las personas trans, pero con tiempo y esfuerzo, encontrarás a alguien.
(F.) ¿Quieres tener sexo anal?
Siempre use lubricante.
Cuando use juguetes, use lubricante, vaya despacio, empiece poco a poco, construya su camino hacia arriba y no vaya demasiado rápido o rasgará su forro interior. Además, utilice un enema de antemano. Cuando el agua está limpia eres bueno para ir.
Con quien sea que tenga relaciones sexuales, asegúrese de usar un condón, tómelo con calma, use lubricante y asegúrese de que jueguen con su abertura. Si buscas conexiones, también te recomendaría tomar PREP.
TLDR; ¡UTILIZA UNA MIERDA TONADA DE LUBE!
(G.) AMAB y HRT recién iniciado?
1 Recuerda que debes revisar tus niveles. Cuando mi testosterona bajó mucho con el acetato de ciproterona (bricolaje), me deprimí o me suicidé. (Soy bipolar, pero esta fue la baja T)
2 Obtener terapia. Si no estás hablando con alguien, trabaja para conseguir un terapeuta. Si estás en la universidad, tienen servicios gratuitos de salud mental. Usalos, usalos a ellos.
3 Estás en la primera milla de una caminata de 100 millas hacia tu meta. Tengo un año y solo paso el 15 por ciento del tiempo. Las hormonas no son mágicas; tienes que esperar 6 meses - 2 años para que tu cuerpo se ajuste de verdad.
4 Si tiene alguna enfermedad mental, es posible que deba ajustar su medicamento después de la TRH. Ejemplo personal: Mi ansiedad, TDAH y medicamentos bipolares tuvieron que ajustarse en consecuencia.
(H.) ¿Quiere saber cómo me faltan al respeto a diario?
En público, recibo miradas fijas, risas y algo de acoso. Muchas personas se desvían de su camino y me dicen cómo me veo como un hombre (cuando estoy usando una falda o vestido) al decir "señor" una y otra vez. También se refieren a mí como "lo que sea" o "ese tipo". Si estoy en modo de hombre, rara vez sucede, pero cuando trato de usar ropa más femenina, hacen todo lo posible para abatirme. ugh
Ser irrespetuoso en público es molesto, pero nunca me impidió experimentar la vida.
En privado, me acosté con algunos hombres que me faltaron el respeto simplemente porque era trans. Nunca me vieron como algo más que su juguete. Todo esto llevó a experiencias realmente muy malas. Si me respetaran como humano, no habrían sido tan malvados.
En general, ser faltado al respeto por extraños no debería desgastarte. Sé que será difícil no permitir que te afecten, pero debes perseverar y recordar que mereces respeto. Siempre manténgase cerca de las personas que lo respetan y, si no se lo dan, exígalo.
Descubrí que tengo que vestirme como una caricatura de la feminidad para poder tener el género correctamente. No porque no pase cuando llevo mi ropa normal; es solo que si no lo hago, ellos sienten que es un deber que Dios les ha dado para que salga al mundo.
El problema es que me gusta usar jeans ajustados y una camisa de color oscuro, o una falda y una camiseta; los fines de semana me pongo un vestido casual solo para condimentar las cosas.
No quiero usar maquillaje para pasteles, un vestido rosa lolita y hablar como Emo Philips. Solo quiero ser yo, y ser respetada como mujer.
(G.) BTW: Serás la última persona que pensará que pasas. *
(Con la excepción de las personas que lo conocieron antes de la transición, en cuyo caso es una bolsa mixta).
He estado escuchando en este subreddit y me quejo de las personas trans binarias que dicen lo mismo: "Me paso a los demás pero no a mí mismo".
submitted by keylanaomi to asktransgenderES [link] [comments]


2016.08.14 13:57 ShaunaDorothy El enfoque marxista de la liberación de la mujer - El comunismo y la familia ( 2 - 2 ) (Mayo de 2016)

https://archive.is/7HsFd
Pero, ¿cómo se logrará esta reducción y redistribución del trabajo doméstico? En la transición de la dictadura del proletariado al comunismo pleno, la transformación de la familia es un corolario de la expansión de la producción y el aumento de la abundancia. Su extinción o desintegración es resultado del éxito económico. En el proceso, será remplazada por nuevas formas de vivir que serán inconmensurablemente más ricas, humanas y gratificantes. Bien puede haber la necesidad de desarrollar algunas reglas en el curso de esta transformación conforme la gente busque nuevos modos de vida. En el periodo de transición, será la tarea del colectivo democrático de los obreros, el soviet, construir alternativas y guiar el proceso.
Vogel no plantea la cuestión crucial: cuando la mujer se libere de la esclavitud doméstica, ¿será libre para hacer qué? ¿La reducción del tiempo que pase en el trabajo doméstico será compensada por un aumento comparable en el tiempo que pase en su trabajo, dos horas menos lavando ropa y trapeando pisos, dos horas más en la línea de ensamblaje de la fábrica? Ésa ciertamente no es la idea marxista de la liberación de la mujer.
Remplazar el trabajo doméstico y la crianza de los niños con instituciones colectivas son aspectos de un cambio fundamental en la relación entre producción y tiempo de trabajo. Bajo una economía socialista planificada, todo tipo de actividad económica —desde la producción de acero y computadoras hasta la limpieza de la ropa, los pisos y los muebles— pasará por un constante y rápido aumento en la cantidad de producto por unidad de trabajo aplicado. Mucho antes de que se logre una sociedad comunista, es probable que la mayor parte del trabajo doméstico ya se haya automatizado. Más en general, habrá una reducción continua del tiempo de trabajo total necesario para la producción y el mantenimiento de los bienes de consumo y los medios de producción.
En una sociedad plenamente comunista, la mayor parte del tiempo será lo que ahora llamamos “tiempo libre”. El trabajo necesario absorberá una porción tan pequeña de tiempo y energía que cada individuo se lo concederá libremente al colectivo social. Todos dispondrán del tiempo y de los recursos materiales y culturales necesarios para realizar trabajo creativo y gratificante. En los Grundrisse (1857), Marx cita la composición musical como ejemplo de trabajo genuinamente libre.
Los “feministas socialistas” falsifican la doctrina y la práctica bolcheviques
En 2005, Sharon Smith, figura dirigente de la ISO que se pretende una teórica, publicó un libro, Women and Socialism: Essays on Women’s Liberation (La mujer y el socialismo: Ensayos sobre la liberación de la mujer, Haymarket Books), del cual se espera una nueva edición revisada y expandida para este año [2015]. Un extracto de esta nueva edición, “Theorizing Women’s Oppression: Domestic Labor and Women’s Oppress-ion” [Teorizando sobre la opresión de la mujer: El trabajo doméstico y la opresión de la mujer], publicado en International Socialist Review (marzo de 2013), delinea lo que la ISO define como su nuevo enfoque del feminismo. La “teorización” de Smith se basa en gran medida en el concepto de que el trabajo doméstico no remunerado es el fundamento de la opresión de la mujer, como lo presenta Vogel en Marxism and the Oppression of Women: Toward a Unitary Theory.
Smith comienza criticando a Karl Marx y Friedrich Engels, un requisito esencial para acceder al medio feminista pequeñoburgués: “La manera en que Marx y Engels describen la opresión de la mujer presenta frecuentemente componentes contradictorios: en algunos sentidos cuestionando fundamentalmente el status quo de género, pero meramente reflejándolo en otros”. Smith critica incluso más agudamente la Revolución Bolchevique de 1917 en Rusia, un evento que los liberales, feministas o no, consideran en el mejor de los casos un experimento utópico fallido y, en el peor, el nacimiento de un estado policiaco totalitario.
Haciéndole el juego a los prejuicios anticomunistas, Smith afirma que los bolcheviques apoyaron el papel tradicional de la mujer, haciendo de la maternidad el más alto deber social: “A pesar de los enormes logros de la Revolución Rusa de 1917 —incluyendo la legalización del aborto y el divorcio, el derecho al voto y a contender por puestos públicos y la abrogación de leyes que criminalizaban la prostitución y la sexualidad gay—, ésta no produjo una teoría capaz de enfrentar las normas naturales heterosexuales o la prioridad dada al destino maternal de las mujeres”. Smith procede a citar una declaración de John Riddell, un historiador izquierdista que frecuentemente publica en la International Socialist Review de la ISO: “Las mujeres comunistas en ese periodo veían el tener hijos como una responsabilidad social y buscaban ayudar a las ‘mujeres pobres que desean experimentar la maternidad como la más elevada felicidad’”.
Apoyándose en una cita sacada de contexto, Smith y Riddell falsifican la doctrina y la práctica bolcheviques. Los bolcheviques veían el remplazo de la familia a través de métodos colectivos para la crianza de los niños no como un objetivo distante en una futura sociedad comunista, sino como un programa que estaban empezando a implementar en el estado obrero ruso soviético existente. Alexandra Kollontai, una de las dirigentes del trabajo bolchevique entre las mujeres, abogó por instituciones socializadas que asumieran completa responsabilidad por los niños y su bienestar físico y sicológico desde la infancia. En su discurso al I Congreso de Mujeres Trabajadoras de Toda Rusia en 1918, declaró:
“Gradualmente, la sociedad se hará cargo de todas aquellas obligaciones que antes recaían sobre los padres...
“Existen ya casas para los niños lactantes, guarderías infantiles, jardines de la infancia, colonias y hogares para niños, enfermerías y sanatorios para los enfermos o delicados, restaurantes, comedores gratuitos para los discípulos en escuelas, libros de estudio gratuitos, ropas de abrigo y calzado para los niños de los establecimientos de enseñanza. ¿Todo esto no demuestra suficientemente que el niño sale ya del marco estrecho de la familia, pasando la carga de su crianza y educación de los padres a la colectividad?”
—“El comunismo y la familia”, Editorial Marxista, Barcelona, 1937
En una sociedad socialista, el personal encargado del cuidado y la educación en guarderías, jardines de niños y las escuelas preescolares estará compuesto de hombres y mujeres. De este modo —y sólo de este modo—, podrá eliminarse la división ancestral del trabajo entre hombres y mujeres en el cuidado de los niños pequeños.
El punto de vista de Kollontai acerca del futuro de la familia no era inusual entre los dirigentes bolcheviques. En La mujer, el estado y la revolución: Política familiar y vida social soviéticas, 1917-1936 (Ediciones IPS, 2010), Wendy Goldman, una académica estadounidense de simpatías liberales feministas, escribe que Aleksandr Goijbarg, el principal autor del primer Código Sobre el Matrimonio, la Familia y la Tutela (1918), “alentaba a los padres a rechazar ‘su amor estrecho e irracional por sus hijos’. Según su punto de vista la crianza del estado ‘proveería resultados ampliamente superiores al abordaje privado, individual, irracional y no científico de padres individualmente “amorosos” pero “ignorantes”’”. Los bolcheviques no buscaban únicamente liberar a las mujeres del fastidio doméstico y la dominación patriarcal, sino también liberar a los niños de los efectos, frecuentemente nocivos, de la autoridad parental.
Los bolcheviques y el cuidado colectivo de los niños
Haciendo eco de Vogel, Smith escribe:
“Si la función económica de la familia obrera, tan crucial en la reproducción de la fuerza de trabajo para el sistema capitalista —y que al mismo tiempo forma la raíz social de toda la opresión de la mujer—, fuera eliminada, se sentarían las bases materiales para la liberación de la mujer. Este resultado sólo puede empezar a obtenerse mediante la eliminación del sistema capitalista y su remplazo por una sociedad socialista que colectivice el trabajo doméstico antes asignado a las mujeres”.
Aquí, el uso que hace Smith del término “trabajo doméstico” resulta ambiguo. ¿Se refiere únicamente a los quehaceres domésticos y al cuidado físico de los niños pequeños? ¿Y qué hay del “trabajo doméstico” que implica lo que se considera la tutela parental hoy día en EE.UU.? Smith no nos lo dice. Simplemente ignora la cuestión de las relaciones interpersonales entre las madres y sus hijos: escuchar y hablar con ellos de sus problemas, deseos y miedos; enseñarles los primeros pasos en el lenguaje y las bases de higiene, seguridad y otras tareas prácticas; jugar con ellos; ayudarles con su tarea. Al ignorar estas interacciones como parte del dominio colectivo, la idea del socialismo de Smith es enteramente compatible con la preservación de la familia, excluyendo los quehaceres domésticos.
¿Por qué esta ambigüedad en una cuestión tan crucial? La ISO apela a los jóvenes idealistas de la izquierda liberal promoviendo una versión del “marxismo” adaptada a sus puntos de vista y a sus prejuicios. Esta organización no toma casi nunca una posición sobre tema alguno que sea verdaderamente impopular en el medio de los radicales liberales estadounidenses. Las jóvenes feministas encontrarán muy atractiva la idea de una vida familiar sin quehaceres domésticos. Pero, ¿abandonar la perspectiva de un hogar familiar propio y la preocupación exclusiva por sus “propios” hijos? La audiencia pequeñoburguesa a la que se dirige Smith se horrorizaría ante el programa bolchevique para la transformación de la vida cotidiana a través de los métodos colectivos de vida. Como escribió Kollontai:
“La mujer, a la que invitamos a que luche por la gran causa de la liberación de los trabajadores, tiene que saber que en el nuevo estado no habrá motivo alguno para separaciones mezquinas, como ocurre ahora.
“‘Estos son mis hijos. Ellos son los únicos a quienes debo toda mi atención maternal, todo mi afecto; ésos son hijos tuyos; son los hijos del vecino. No tengo nada que ver con ellos. Tengo bastante con los míos propios’.
“Desde ahora, la madre obrera que tenga plena conciencia de su función social, se elevará a tal extremo que llegará a no establecer diferencias entre ‘los tuyos y los míos’; tendrá que recordar siempre que desde ahora no habrá más que ‘nuestros’ hijos, los del estado comunista, posesión común de todos los trabajadores”.
En 1929, el Partido Comunista (PC) ruso todavía llamaba por la extinción de la familia, a pesar del ascenso al poder político de una casta burocrática conservadora dirigida por I.V. Stalin cinco años antes. Pero como escribimos en “La Revolución Rusa y la emancipación de la mujer”: “Para 1936-37, cuando la degeneración del PC ruso ya estaba completa, la doctrina estalinista declaró eso un ‘craso error’ y llamó por una ‘reconstrucción de la familia sobre una nueva base socialista’”.
La familia como una construcción social
Mientras que Smith y Riddell afirman falsamente que el régimen bolchevique de los primeros años apoyaba el papel tradicional de las mujeres como principales cuidadoras de sus niños pequeños, Goldman lo critica por no hacerlo:
“Los bolcheviques les adjudicaban poca importancia a los poderosos lazos emocionales entre padres e hijos. Asumían que la mayor parte del cuidado necesario de los niños, hasta de los más pequeños, podía ser relegado a empleados públicos pagos. Tendían a menospreciar el rol del lazo madre-hijo en la supervivencia infantil y el desarrollo del niño en edad temprana, por más que hasta un conocimiento rudimentario del trabajo de guarderías pre-revolucionarias hubiera revelado las tasas de supervivencia escandalosamente bajas para niños pequeños en contextos institucionales y los obstáculos para el desarrollo infantil sano”.
Esta analogía es completamente inválida. El trato y la suerte de los niños pequeños en los empobrecidos orfanatorios de la Rusia zarista no pueden ser comparados de ningún modo con el cuidado colectivo de los niños en una sociedad revolucionaria. Un estado obrero, particularmente en un país económicamente avanzando, tendría los recursos humanos y materiales para proporcionar un cuidado para los niños pequeños muy superior en todos los aspectos al de una madre en el contexto privado del hogar familiar.
Más aún, los bolcheviques pusieron gran énfasis en la salud y el bienestar de las madres y los niños. El Código Laboral de 1918 proporcionaba un descanso pagado de 30 minutos al menos cada tres horas para alimentar a un bebé. El programa de seguridad maternal implementado ese mismo año proveía una licencia por maternidad pagada de ocho semanas, recesos para el cuidado infantil e instalaciones de descanso en las fábricas para las mujeres en el trabajo, cuidado pre y postnatal gratuito y pensiones en efectivo. Con la red de clínicas de maternidad, consultorios, comedores, guarderías y hogares para las madres y los bebés, este programa probablemente fue la innovación más popular del régimen soviético entre las mujeres.
Los feministas en EE.UU. y otros lugares denuncian frecuentemente la proposición de que “la biología determina el destino” como una expresión de machismo. Y, sin embargo, Goldman asume que las mujeres, o incluso los hombres, que no tienen relación biológica con los bebés ni los niños pequeños son incapaces de desarrollar los mismos sentimientos de protección hacia ellos que sus madres biológicas. Los padres de niños adoptados probablemente tendrán algo que decir contra esta idea. Pero la práctica moderna de la adopción en EE.UU. también está basada en la idea de que sólo en el contexto de una “familia” —ya sea de madre y padre biológicos, padres adoptivos o padres gay o transgénero— los niños pueden recibir el cuidado y el amor necesarios. Lejos de ser un hecho natural, la idea de que los niños sólo pueden desarrollarse con éxito en el contexto de una familia es una construcción social.
Cuando la gente vivía como cazadores-recolectores (durante la vasta mayoría de los 200 mil años en los que ha existido nuestra especie), la banda o la tribu, no “la pareja”, era la unidad básica de la existencia humana. Un ejemplo del pasado no muy distante viene del testimonio de los misioneros jesuitas del siglo XVII entre el pueblo de cazadores naskapi de Labrador. Como lo cuenta Eleanor Burke Leacock en su magnífica introducción a El origen de la familia, la propiedad privada y el estado de Engels (International Publishers, 1972), los jesuitas se quejaban de la libertad sexual de las mujeres naskapi, señalándole a un hombre que “no estaba seguro de que su hijo, que estaba ahí presente, fuera su hijo”. La respuesta del naskapi es reveladora: “Ustedes no tienen sentido. Ustedes los franceses aman sólo a sus propios hijos; pero nosotros amamos a todos los niños de nuestra tribu”.
La desaparición de las clases y la propiedad privada bajo el comunismo conduciría inevitablemente a la completa libertad en las relaciones sexuales y a la desaparición de cualquier concepto de legitimidad e ilegitimidad. Todo el mundo tendría acceso a los beneficios completos de la sociedad por el sólo hecho de ser ciudadano del soviet internacional.
La familia como portadora de la ideología burguesa
Vogel y Smith limitan implícitamente el concepto de trabajo doméstico a las actividades físicas. De ese modo, Smith escribe: “Las actividades cotidianas de la familia aún giran alrededor de la alimentación, el vestido, la limpieza y el cuidado en general de sus miembros, y esa responsabilidad aún recae principalmente en las mujeres”. Pero criar hijos con miras a su eventual ingreso al mercado laboral no es como criar becerros y corderos para el mercado ganadero. La reproducción de la fuerza de trabajo humana no tiene sólo un componente biológico, sino también uno social, es decir ideológico. Llevar a un niño a la iglesia o a recibir educación religiosa también es una forma de trabajo doméstico, importante a su modo para la preservación del sistema capitalista; lo mismo sucede con llevar a un niño a ver una película que glorifica los “valores familiares”, el patriotismo, etc. La familia es la principal institución a través de la cual la ideología burguesa en sus distintas formas se transmite de una generación a la siguiente.
En El ABC del comunismo (1919), escrito por dos dirigentes bolcheviques, Nikolai Bujarin y Evguenii Preobrazhensky, se explica cómo la diminuta minoría de capitalistas no puede dominar a la clase obrera utilizando sólo la fuerza física y la coerción impuestas por la policía y el ejército. La preservación del sistema capitalista también requiere de la fuerza de las ideas:
“La burguesía comprende que no puede someter a la clase obrera con la sola fuerza bruta. Sabe que es necesario nublar también el cerebro... El estado capitalista educa especialistas para el acretinamiento y la doma del proletariado: maestros burgueses y profesores, curas y obispos, plumíferos y periodistas burgueses”.
Bujarin y Preobrazhensky señalaron tres instituciones fundamentales para mantener el dominio ideológico de la burguesía: el sistema educativo, la iglesia y la prensa (los medios masivos actualmente incluyen también al cine, la televisión y el Internet).
En los países capitalistas avanzados, en los que los niños son normalmente considerados propiedad de sus padres, la familia tiene relaciones distintas con cada una de esas instituciones. A partir de los cinco o seis años, los niños están legalmente obligados a asistir a la escuela (pública o privada) y los niños más chicos con frecuencia van a preescolar. Desde muy temprana edad, los niños ven televisión; algunos padres, más frecuentemente las madres, controlan lo que ven. A diferencia de los maestros y los productores de televisión, los clérigos no tienen un acceso tan automático a los niños pequeños: en EE.UU. y otros países, los padres deciden si sus hijos reciben adoctrinamiento religioso o no. Al menos al inicio, este adoctrinamiento les es impuesto a los niños en contra de sus deseos subjetivos. Probablemente no hay en el planeta un niño de cuatro o cinco años que prefiera asistir a servicios religiosos en vez de jugar con otros niños.
Tomemos el caso de un niño de diez años cuyos padres son católicos practicantes. Desde que tiene memoria lo han llevado a misa. Ha ido a una escuela católica en vez de ir a la escuela pública, o adicionalmente a ésta. En casa, ha escuchado rezos antes de cada comida y experimentado múltiples expresiones de fe religiosa en la vida doméstica cotidiana. Hay grandes probabilidades de que un niño como éste suscriba las creencias y doctrinas católicas al menos hasta una etapa posterior de su vida en la que se vea libre de la autoridad de sus padres.
Por otro lado, veamos ahora el caso de un niño de diez años cuyos padres no son religiosos. Su conocimiento de la religión está limitado a lo que ha aprendido en la escuela pública e información ocasional obtenida de programas de televisión, películas y discusiones con otros niños de mentalidad religiosa. Un niño así casi seguramente no será religioso. Pero no tener religión no inmuniza a un niño de otras formas probablemente “progresistas” de ideología burguesa. Un niño criado por padres que suscriben el “humanismo secular” muy probablemente se considerará políticamente liberal en EE.UU. o socialdemócrata en Europa, y probablemente demostrará elitismo intelectual. Así mismo, existe una corriente del libertarismo ateo (asociada con Ayn Rand) que glorifica el individualismo egoísta y el capitalismo de “libre mercado”. La religión no es la única forma de ideología burguesa reaccionaria.
La familia oprime a los niños al igual que a las mujeres, y deforma muchísimo la conciencia de los hombres también. Los feministas, liberales y “socialistas”, ignoran este hecho social fundamental, si no es que abiertamente lo niegan. Para éstos, reconocer que la opresión de los niños es intrínseca a la familia significaría (¡horror de horrores!) criticar el comportamiento socialmente condicionado de las mujeres en su papel de madres. Marxistas autoproclamados como Vogel y Smith, que promueven la tesis de que el trabajo doméstico es la base de la opresión de las mujeres, tratan implícitamente a las mujeres como si sólo hicieran bien a sus hijos.
Contra la represión sexual de los niños
Aunque la mayoría de los feministas condenarían el abuso físico de los niños, en los hechos permanecen indiferentes al abuso sicológico. Por tomar sólo un ejemplo, los hijos de padres fundamentalistas cristianos (católicos o protestantes) sufren la tortura mental de creer que irán al infierno si no se portan bien.
La represión sexual de los niños, que se extiende a la adolescencia, está bastante más extendida y causa daños sicológicos más graves. La sociedad capitalista está diseñada para penalizar la expresión de sexualidad de los niños desde el nacimiento. Incluso los padres más instruidos no pueden proteger a sus hijos de la ideología moralista y antisexo que permea la sociedad estadounidense —desde los pasillos decorados en azul y rosa en las jugueterías hasta la prohibición de desnudez en público y la demonización de la actividad sexual de los niños, incluida la masturbación—. Como principales cuidadoras de los bebés y los niños pequeños, las madres (más que los padres), inician el proceso de represión sexual, enseñándoles a los niños a sentirse avergonzados de sus cuerpos y a suprimir su curiosidad natural.
August Bebel, uno de los principales dirigentes de la socialdemocracia alemana a finales del siglo XIX y principios del XX, parece un libertario sexual radical en comparación de los “feministas socialistas” de hoy en día. En La mujer y el socialismo, insistía:
“La satisfacción del instinto sexual es asunto personal de cada uno lo mismo que la satisfacción de cualquier otro instinto natural. Nadie tendrá que dar cuentas a otro ni se entremezclará nadie a quien no se le llame... El hecho de que desaparezca esa vergüenza tonta y ese ridículo secreto para hablar de las cosas sexuales, dará al trato entre los sexos una forma mucho más natural que hoy” [énfasis en el original].
Uno puede leer cientos de páginas escritas por los “feministas socialistas” modernos sin encontrar un solo argumento de que una sociedad socialista le permitirá a todo mundo satisfacer mejor sus deseos y necesidades sexuales.
El futuro comunista
Bajo el comunismo, la gente tendrá la genuina y auténtica libertad de construir y reconstruir sus relaciones interpersonales. Desde luego, esta libertad no es absoluta. La humanidad no puede trascender sus características biológicas y su relación con el entorno natural. El hombre y la mujer comunistas también envejecerán y morirán. Tampoco es posible borrar por completo el pasado y construir la sociedad desde cero. La humanidad comunista heredará, para bien y para mal, el legado cultural acumulado de nuestra especie. No podemos s aber qué prácticas sexuales existirán en la sociedad comunista porque serán determinadas en el futuro. Cualquier proyección, y más aún una prescripción, llevaría consigo las actitudes, los valores y los prejuicios formados en una sociedad de clases represiva.
Una diferencia fundamental entre los marxistas y los feministas, ya sean liberales o supuestamente socialistas, es que nuestro objetivo final no es la equidad entre los géneros como tal, sino el desarrollo progresista de la especie humana en su conjunto. La crianza comunal de los niños bajo condiciones de abundancia material y riqueza cultural producirá seres humanos cuyas capacidades mentales y bienestar sicológico serán vastamente superiores a las de la gente en esta sociedad empobrecida, opresiva y dividida en clases. En un discurso de 1932 acerca de la Revolución Rusa, “¿Qué fue la Revolución Rusa?”, León Trotsky dijo:
“Verdad es que la humanidad ha producido más de una vez gigantes del pensamiento y de la acción que sobrepasaban a sus contemporáneos como cumbres en una cadena de montañas. El género humano tiene derecho a estar orgulloso de sus Aristóteles, Shakespeare, Darwin, Beethoven, Goethe, Marx, Edison, Lenin. ¿Pero por qué estos hombres son tan escasos? Ante todo, porque han salido, casi sin excepción, de las clases elevadas y medias. Salvo raras excepciones, los destellos del genio quedan ahogados en las entrañas oprimidas del pueblo, antes que ellas puedan incluso brotar. Pero también porque el proceso de generación, de desarrollo y de educación del hombre permaneció y permanece siendo en su esencia obra del azar; no esclarecido por la teoría y la práctica; no sometido a la conciencia y a la voluntad...
“Cuando haya terminado con las fuerzas anárquicas de su propia sociedad, el hombre trabajará sobre sí mismo en los morteros, con las herramientas del químico. Por primera vez, la humanidad se considerará a sí misma como una materia prima y, en el mejor de los casos, como un producto semiacabado físico y psíquico. El socialismo significará un salto del reino de la necesidad al reino de la libertad. También es en este sentido que el hombre de hoy, lleno de contradicciones y sin armonía, franqueará la vía hacia una nueva especie más feliz”.
http://www.icl-fi.org/espanol/eo/45/familia.html
submitted by ShaunaDorothy to communismo [link] [comments]


2016.06.07 04:08 ShaunaDorothy El enfoque marxista de la liberación de la mujer - El comunismo y la familia ( 2 - 2 ) (Mayo de 2016)

https://archive.is/7HsFd
Pero, ¿cómo se logrará esta reducción y redistribución del trabajo doméstico? En la transición de la dictadura del proletariado al comunismo pleno, la transformación de la familia es un corolario de la expansión de la producción y el aumento de la abundancia. Su extinción o desintegración es resultado del éxito económico. En el proceso, será remplazada por nuevas formas de vivir que serán inconmensurablemente más ricas, humanas y gratificantes. Bien puede haber la necesidad de desarrollar algunas reglas en el curso de esta transformación conforme la gente busque nuevos modos de vida. En el periodo de transición, será la tarea del colectivo democrático de los obreros, el soviet, construir alternativas y guiar el proceso.
Vogel no plantea la cuestión crucial: cuando la mujer se libere de la esclavitud doméstica, ¿será libre para hacer qué? ¿La reducción del tiempo que pase en el trabajo doméstico será compensada por un aumento comparable en el tiempo que pase en su trabajo, dos horas menos lavando ropa y trapeando pisos, dos horas más en la línea de ensamblaje de la fábrica? Ésa ciertamente no es la idea marxista de la liberación de la mujer.
Remplazar el trabajo doméstico y la crianza de los niños con instituciones colectivas son aspectos de un cambio fundamental en la relación entre producción y tiempo de trabajo. Bajo una economía socialista planificada, todo tipo de actividad económica —desde la producción de acero y computadoras hasta la limpieza de la ropa, los pisos y los muebles— pasará por un constante y rápido aumento en la cantidad de producto por unidad de trabajo aplicado. Mucho antes de que se logre una sociedad comunista, es probable que la mayor parte del trabajo doméstico ya se haya automatizado. Más en general, habrá una reducción continua del tiempo de trabajo total necesario para la producción y el mantenimiento de los bienes de consumo y los medios de producción.
En una sociedad plenamente comunista, la mayor parte del tiempo será lo que ahora llamamos “tiempo libre”. El trabajo necesario absorberá una porción tan pequeña de tiempo y energía que cada individuo se lo concederá libremente al colectivo social. Todos dispondrán del tiempo y de los recursos materiales y culturales necesarios para realizar trabajo creativo y gratificante. En los Grundrisse (1857), Marx cita la composición musical como ejemplo de trabajo genuinamente libre.
Los “feministas socialistas” falsifican la doctrina y la práctica bolcheviques
En 2005, Sharon Smith, figura dirigente de la ISO que se pretende una teórica, publicó un libro, Women and Socialism: Essays on Women’s Liberation (La mujer y el socialismo: Ensayos sobre la liberación de la mujer, Haymarket Books), del cual se espera una nueva edición revisada y expandida para este año [2015]. Un extracto de esta nueva edición, “Theorizing Women’s Oppression: Domestic Labor and Women’s Oppress-ion” [Teorizando sobre la opresión de la mujer: El trabajo doméstico y la opresión de la mujer], publicado en International Socialist Review (marzo de 2013), delinea lo que la ISO define como su nuevo enfoque del feminismo. La “teorización” de Smith se basa en gran medida en el concepto de que el trabajo doméstico no remunerado es el fundamento de la opresión de la mujer, como lo presenta Vogel en Marxism and the Oppression of Women: Toward a Unitary Theory.
Smith comienza criticando a Karl Marx y Friedrich Engels, un requisito esencial para acceder al medio feminista pequeñoburgués: “La manera en que Marx y Engels describen la opresión de la mujer presenta frecuentemente componentes contradictorios: en algunos sentidos cuestionando fundamentalmente el status quo de género, pero meramente reflejándolo en otros”. Smith critica incluso más agudamente la Revolución Bolchevique de 1917 en Rusia, un evento que los liberales, feministas o no, consideran en el mejor de los casos un experimento utópico fallido y, en el peor, el nacimiento de un estado policiaco totalitario.
Haciéndole el juego a los prejuicios anticomunistas, Smith afirma que los bolcheviques apoyaron el papel tradicional de la mujer, haciendo de la maternidad el más alto deber social: “A pesar de los enormes logros de la Revolución Rusa de 1917 —incluyendo la legalización del aborto y el divorcio, el derecho al voto y a contender por puestos públicos y la abrogación de leyes que criminalizaban la prostitución y la sexualidad gay—, ésta no produjo una teoría capaz de enfrentar las normas naturales heterosexuales o la prioridad dada al destino maternal de las mujeres”. Smith procede a citar una declaración de John Riddell, un historiador izquierdista que frecuentemente publica en la International Socialist Review de la ISO: “Las mujeres comunistas en ese periodo veían el tener hijos como una responsabilidad social y buscaban ayudar a las ‘mujeres pobres que desean experimentar la maternidad como la más elevada felicidad’”.
Apoyándose en una cita sacada de contexto, Smith y Riddell falsifican la doctrina y la práctica bolcheviques. Los bolcheviques veían el remplazo de la familia a través de métodos colectivos para la crianza de los niños no como un objetivo distante en una futura sociedad comunista, sino como un programa que estaban empezando a implementar en el estado obrero ruso soviético existente. Alexandra Kollontai, una de las dirigentes del trabajo bolchevique entre las mujeres, abogó por instituciones socializadas que asumieran completa responsabilidad por los niños y su bienestar físico y sicológico desde la infancia. En su discurso al I Congreso de Mujeres Trabajadoras de Toda Rusia en 1918, declaró:
“Gradualmente, la sociedad se hará cargo de todas aquellas obligaciones que antes recaían sobre los padres...
“Existen ya casas para los niños lactantes, guarderías infantiles, jardines de la infancia, colonias y hogares para niños, enfermerías y sanatorios para los enfermos o delicados, restaurantes, comedores gratuitos para los discípulos en escuelas, libros de estudio gratuitos, ropas de abrigo y calzado para los niños de los establecimientos de enseñanza. ¿Todo esto no demuestra suficientemente que el niño sale ya del marco estrecho de la familia, pasando la carga de su crianza y educación de los padres a la colectividad?”
—“El comunismo y la familia”, Editorial Marxista, Barcelona, 1937
En una sociedad socialista, el personal encargado del cuidado y la educación en guarderías, jardines de niños y las escuelas preescolares estará compuesto de hombres y mujeres. De este modo —y sólo de este modo—, podrá eliminarse la división ancestral del trabajo entre hombres y mujeres en el cuidado de los niños pequeños.
El punto de vista de Kollontai acerca del futuro de la familia no era inusual entre los dirigentes bolcheviques. En La mujer, el estado y la revolución: Política familiar y vida social soviéticas, 1917-1936 (Ediciones IPS, 2010), Wendy Goldman, una académica estadounidense de simpatías liberales feministas, escribe que Aleksandr Goijbarg, el principal autor del primer Código Sobre el Matrimonio, la Familia y la Tutela (1918), “alentaba a los padres a rechazar ‘su amor estrecho e irracional por sus hijos’. Según su punto de vista la crianza del estado ‘proveería resultados ampliamente superiores al abordaje privado, individual, irracional y no científico de padres individualmente “amorosos” pero “ignorantes”’”. Los bolcheviques no buscaban únicamente liberar a las mujeres del fastidio doméstico y la dominación patriarcal, sino también liberar a los niños de los efectos, frecuentemente nocivos, de la autoridad parental.
Los bolcheviques y el cuidado colectivo de los niños
Haciendo eco de Vogel, Smith escribe:
“Si la función económica de la familia obrera, tan crucial en la reproducción de la fuerza de trabajo para el sistema capitalista —y que al mismo tiempo forma la raíz social de toda la opresión de la mujer—, fuera eliminada, se sentarían las bases materiales para la liberación de la mujer. Este resultado sólo puede empezar a obtenerse mediante la eliminación del sistema capitalista y su remplazo por una sociedad socialista que colectivice el trabajo doméstico antes asignado a las mujeres”.
Aquí, el uso que hace Smith del término “trabajo doméstico” resulta ambiguo. ¿Se refiere únicamente a los quehaceres domésticos y al cuidado físico de los niños pequeños? ¿Y qué hay del “trabajo doméstico” que implica lo que se considera la tutela parental hoy día en EE.UU.? Smith no nos lo dice. Simplemente ignora la cuestión de las relaciones interpersonales entre las madres y sus hijos: escuchar y hablar con ellos de sus problemas, deseos y miedos; enseñarles los primeros pasos en el lenguaje y las bases de higiene, seguridad y otras tareas prácticas; jugar con ellos; ayudarles con su tarea. Al ignorar estas interacciones como parte del dominio colectivo, la idea del socialismo de Smith es enteramente compatible con la preservación de la familia, excluyendo los quehaceres domésticos.
¿Por qué esta ambigüedad en una cuestión tan crucial? La ISO apela a los jóvenes idealistas de la izquierda liberal promoviendo una versión del “marxismo” adaptada a sus puntos de vista y a sus prejuicios. Esta organización no toma casi nunca una posición sobre tema alguno que sea verdaderamente impopular en el medio de los radicales liberales estadounidenses. Las jóvenes feministas encontrarán muy atractiva la idea de una vida familiar sin quehaceres domésticos. Pero, ¿abandonar la perspectiva de un hogar familiar propio y la preocupación exclusiva por sus “propios” hijos? La audiencia pequeñoburguesa a la que se dirige Smith se horrorizaría ante el programa bolchevique para la transformación de la vida cotidiana a través de los métodos colectivos de vida. Como escribió Kollontai:
“La mujer, a la que invitamos a que luche por la gran causa de la liberación de los trabajadores, tiene que saber que en el nuevo estado no habrá motivo alguno para separaciones mezquinas, como ocurre ahora.
“‘Estos son mis hijos. Ellos son los únicos a quienes debo toda mi atención maternal, todo mi afecto; ésos son hijos tuyos; son los hijos del vecino. No tengo nada que ver con ellos. Tengo bastante con los míos propios’.
“Desde ahora, la madre obrera que tenga plena conciencia de su función social, se elevará a tal extremo que llegará a no establecer diferencias entre ‘los tuyos y los míos’; tendrá que recordar siempre que desde ahora no habrá más que ‘nuestros’ hijos, los del estado comunista, posesión común de todos los trabajadores”.
En 1929, el Partido Comunista (PC) ruso todavía llamaba por la extinción de la familia, a pesar del ascenso al poder político de una casta burocrática conservadora dirigida por I.V. Stalin cinco años antes. Pero como escribimos en “La Revolución Rusa y la emancipación de la mujer”: “Para 1936-37, cuando la degeneración del PC ruso ya estaba completa, la doctrina estalinista declaró eso un ‘craso error’ y llamó por una ‘reconstrucción de la familia sobre una nueva base socialista’”.
La familia como una construcción social
Mientras que Smith y Riddell afirman falsamente que el régimen bolchevique de los primeros años apoyaba el papel tradicional de las mujeres como principales cuidadoras de sus niños pequeños, Goldman lo critica por no hacerlo:
“Los bolcheviques les adjudicaban poca importancia a los poderosos lazos emocionales entre padres e hijos. Asumían que la mayor parte del cuidado necesario de los niños, hasta de los más pequeños, podía ser relegado a empleados públicos pagos. Tendían a menospreciar el rol del lazo madre-hijo en la supervivencia infantil y el desarrollo del niño en edad temprana, por más que hasta un conocimiento rudimentario del trabajo de guarderías pre-revolucionarias hubiera revelado las tasas de supervivencia escandalosamente bajas para niños pequeños en contextos institucionales y los obstáculos para el desarrollo infantil sano”.
Esta analogía es completamente inválida. El trato y la suerte de los niños pequeños en los empobrecidos orfanatorios de la Rusia zarista no pueden ser comparados de ningún modo con el cuidado colectivo de los niños en una sociedad revolucionaria. Un estado obrero, particularmente en un país económicamente avanzando, tendría los recursos humanos y materiales para proporcionar un cuidado para los niños pequeños muy superior en todos los aspectos al de una madre en el contexto privado del hogar familiar.
Más aún, los bolcheviques pusieron gran énfasis en la salud y el bienestar de las madres y los niños. El Código Laboral de 1918 proporcionaba un descanso pagado de 30 minutos al menos cada tres horas para alimentar a un bebé. El programa de seguridad maternal implementado ese mismo año proveía una licencia por maternidad pagada de ocho semanas, recesos para el cuidado infantil e instalaciones de descanso en las fábricas para las mujeres en el trabajo, cuidado pre y postnatal gratuito y pensiones en efectivo. Con la red de clínicas de maternidad, consultorios, comedores, guarderías y hogares para las madres y los bebés, este programa probablemente fue la innovación más popular del régimen soviético entre las mujeres.
Los feministas en EE.UU. y otros lugares denuncian frecuentemente la proposición de que “la biología determina el destino” como una expresión de machismo. Y, sin embargo, Goldman asume que las mujeres, o incluso los hombres, que no tienen relación biológica con los bebés ni los niños pequeños son incapaces de desarrollar los mismos sentimientos de protección hacia ellos que sus madres biológicas. Los padres de niños adoptados probablemente tendrán algo que decir contra esta idea. Pero la práctica moderna de la adopción en EE.UU. también está basada en la idea de que sólo en el contexto de una “familia” —ya sea de madre y padre biológicos, padres adoptivos o padres gay o transgénero— los niños pueden recibir el cuidado y el amor necesarios. Lejos de ser un hecho natural, la idea de que los niños sólo pueden desarrollarse con éxito en el contexto de una familia es una construcción social.
Cuando la gente vivía como cazadores-recolectores (durante la vasta mayoría de los 200 mil años en los que ha existido nuestra especie), la banda o la tribu, no “la pareja”, era la unidad básica de la existencia humana. Un ejemplo del pasado no muy distante viene del testimonio de los misioneros jesuitas del siglo XVII entre el pueblo de cazadores naskapi de Labrador. Como lo cuenta Eleanor Burke Leacock en su magnífica introducción a El origen de la familia, la propiedad privada y el estado de Engels (International Publishers, 1972), los jesuitas se quejaban de la libertad sexual de las mujeres naskapi, señalándole a un hombre que “no estaba seguro de que su hijo, que estaba ahí presente, fuera su hijo”. La respuesta del naskapi es reveladora: “Ustedes no tienen sentido. Ustedes los franceses aman sólo a sus propios hijos; pero nosotros amamos a todos los niños de nuestra tribu”.
La desaparición de las clases y la propiedad privada bajo el comunismo conduciría inevitablemente a la completa libertad en las relaciones sexuales y a la desaparición de cualquier concepto de legitimidad e ilegitimidad. Todo el mundo tendría acceso a los beneficios completos de la sociedad por el sólo hecho de ser ciudadano del soviet internacional.
La familia como portadora de la ideología burguesa
Vogel y Smith limitan implícitamente el concepto de trabajo doméstico a las actividades físicas. De ese modo, Smith escribe: “Las actividades cotidianas de la familia aún giran alrededor de la alimentación, el vestido, la limpieza y el cuidado en general de sus miembros, y esa responsabilidad aún recae principalmente en las mujeres”. Pero criar hijos con miras a su eventual ingreso al mercado laboral no es como criar becerros y corderos para el mercado ganadero. La reproducción de la fuerza de trabajo humana no tiene sólo un componente biológico, sino también uno social, es decir ideológico. Llevar a un niño a la iglesia o a recibir educación religiosa también es una forma de trabajo doméstico, importante a su modo para la preservación del sistema capitalista; lo mismo sucede con llevar a un niño a ver una película que glorifica los “valores familiares”, el patriotismo, etc. La familia es la principal institución a través de la cual la ideología burguesa en sus distintas formas se transmite de una generación a la siguiente.
En El ABC del comunismo (1919), escrito por dos dirigentes bolcheviques, Nikolai Bujarin y Evguenii Preobrazhensky, se explica cómo la diminuta minoría de capitalistas no puede dominar a la clase obrera utilizando sólo la fuerza física y la coerción impuestas por la policía y el ejército. La preservación del sistema capitalista también requiere de la fuerza de las ideas:
“La burguesía comprende que no puede someter a la clase obrera con la sola fuerza bruta. Sabe que es necesario nublar también el cerebro... El estado capitalista educa especialistas para el acretinamiento y la doma del proletariado: maestros burgueses y profesores, curas y obispos, plumíferos y periodistas burgueses”.
Bujarin y Preobrazhensky señalaron tres instituciones fundamentales para mantener el dominio ideológico de la burguesía: el sistema educativo, la iglesia y la prensa (los medios masivos actualmente incluyen también al cine, la televisión y el Internet).
En los países capitalistas avanzados, en los que los niños son normalmente considerados propiedad de sus padres, la familia tiene relaciones distintas con cada una de esas instituciones. A partir de los cinco o seis años, los niños están legalmente obligados a asistir a la escuela (pública o privada) y los niños más chicos con frecuencia van a preescolar. Desde muy temprana edad, los niños ven televisión; algunos padres, más frecuentemente las madres, controlan lo que ven. A diferencia de los maestros y los productores de televisión, los clérigos no tienen un acceso tan automático a los niños pequeños: en EE.UU. y otros países, los padres deciden si sus hijos reciben adoctrinamiento religioso o no. Al menos al inicio, este adoctrinamiento les es impuesto a los niños en contra de sus deseos subjetivos. Probablemente no hay en el planeta un niño de cuatro o cinco años que prefiera asistir a servicios religiosos en vez de jugar con otros niños.
Tomemos el caso de un niño de diez años cuyos padres son católicos practicantes. Desde que tiene memoria lo han llevado a misa. Ha ido a una escuela católica en vez de ir a la escuela pública, o adicionalmente a ésta. En casa, ha escuchado rezos antes de cada comida y experimentado múltiples expresiones de fe religiosa en la vida doméstica cotidiana. Hay grandes probabilidades de que un niño como éste suscriba las creencias y doctrinas católicas al menos hasta una etapa posterior de su vida en la que se vea libre de la autoridad de sus padres.
Por otro lado, veamos ahora el caso de un niño de diez años cuyos padres no son religiosos. Su conocimiento de la religión está limitado a lo que ha aprendido en la escuela pública e información ocasional obtenida de programas de televisión, películas y discusiones con otros niños de mentalidad religiosa. Un niño así casi seguramente no será religioso. Pero no tener religión no inmuniza a un niño de otras formas probablemente “progresistas” de ideología burguesa. Un niño criado por padres que suscriben el “humanismo secular” muy probablemente se considerará políticamente liberal en EE.UU. o socialdemócrata en Europa, y probablemente demostrará elitismo intelectual. Así mismo, existe una corriente del libertarismo ateo (asociada con Ayn Rand) que glorifica el individualismo egoísta y el capitalismo de “libre mercado”. La religión no es la única forma de ideología burguesa reaccionaria.
La familia oprime a los niños al igual que a las mujeres, y deforma muchísimo la conciencia de los hombres también. Los feministas, liberales y “socialistas”, ignoran este hecho social fundamental, si no es que abiertamente lo niegan. Para éstos, reconocer que la opresión de los niños es intrínseca a la familia significaría (¡horror de horrores!) criticar el comportamiento socialmente condicionado de las mujeres en su papel de madres. Marxistas autoproclamados como Vogel y Smith, que promueven la tesis de que el trabajo doméstico es la base de la opresión de las mujeres, tratan implícitamente a las mujeres como si sólo hicieran bien a sus hijos.
Contra la represión sexual de los niños
Aunque la mayoría de los feministas condenarían el abuso físico de los niños, en los hechos permanecen indiferentes al abuso sicológico. Por tomar sólo un ejemplo, los hijos de padres fundamentalistas cristianos (católicos o protestantes) sufren la tortura mental de creer que irán al infierno si no se portan bien.
La represión sexual de los niños, que se extiende a la adolescencia, está bastante más extendida y causa daños sicológicos más graves. La sociedad capitalista está diseñada para penalizar la expresión de sexualidad de los niños desde el nacimiento. Incluso los padres más instruidos no pueden proteger a sus hijos de la ideología moralista y antisexo que permea la sociedad estadounidense —desde los pasillos decorados en azul y rosa en las jugueterías hasta la prohibición de desnudez en público y la demonización de la actividad sexual de los niños, incluida la masturbación—. Como principales cuidadoras de los bebés y los niños pequeños, las madres (más que los padres), inician el proceso de represión sexual, enseñándoles a los niños a sentirse avergonzados de sus cuerpos y a suprimir su curiosidad natural.
August Bebel, uno de los principales dirigentes de la socialdemocracia alemana a finales del siglo XIX y principios del XX, parece un libertario sexual radical en comparación de los “feministas socialistas” de hoy en día. En La mujer y el socialismo, insistía:
“La satisfacción del instinto sexual es asunto personal de cada uno lo mismo que la satisfacción de cualquier otro instinto natural. Nadie tendrá que dar cuentas a otro ni se entremezclará nadie a quien no se le llame... El hecho de que desaparezca esa vergüenza tonta y ese ridículo secreto para hablar de las cosas sexuales, dará al trato entre los sexos una forma mucho más natural que hoy” [énfasis en el original].
Uno puede leer cientos de páginas escritas por los “feministas socialistas” modernos sin encontrar un solo argumento de que una sociedad socialista le permitirá a todo mundo satisfacer mejor sus deseos y necesidades sexuales.
El futuro comunista
Bajo el comunismo, la gente tendrá la genuina y auténtica libertad de construir y reconstruir sus relaciones interpersonales. Desde luego, esta libertad no es absoluta. La humanidad no puede trascender sus características biológicas y su relación con el entorno natural. El hombre y la mujer comunistas también envejecerán y morirán. Tampoco es posible borrar por completo el pasado y construir la sociedad desde cero. La humanidad comunista heredará, para bien y para mal, el legado cultural acumulado de nuestra especie. No podemos s aber qué prácticas sexuales existirán en la sociedad comunista porque serán determinadas en el futuro. Cualquier proyección, y más aún una prescripción, llevaría consigo las actitudes, los valores y los prejuicios formados en una sociedad de clases represiva.
Una diferencia fundamental entre los marxistas y los feministas, ya sean liberales o supuestamente socialistas, es que nuestro objetivo final no es la equidad entre los géneros como tal, sino el desarrollo progresista de la especie humana en su conjunto. La crianza comunal de los niños bajo condiciones de abundancia material y riqueza cultural producirá seres humanos cuyas capacidades mentales y bienestar sicológico serán vastamente superiores a las de la gente en esta sociedad empobrecida, opresiva y dividida en clases. En un discurso de 1932 acerca de la Revolución Rusa, “¿Qué fue la Revolución Rusa?”, León Trotsky dijo:
“Verdad es que la humanidad ha producido más de una vez gigantes del pensamiento y de la acción que sobrepasaban a sus contemporáneos como cumbres en una cadena de montañas. El género humano tiene derecho a estar orgulloso de sus Aristóteles, Shakespeare, Darwin, Beethoven, Goethe, Marx, Edison, Lenin. ¿Pero por qué estos hombres son tan escasos? Ante todo, porque han salido, casi sin excepción, de las clases elevadas y medias. Salvo raras excepciones, los destellos del genio quedan ahogados en las entrañas oprimidas del pueblo, antes que ellas puedan incluso brotar. Pero también porque el proceso de generación, de desarrollo y de educación del hombre permaneció y permanece siendo en su esencia obra del azar; no esclarecido por la teoría y la práctica; no sometido a la conciencia y a la voluntad...
“Cuando haya terminado con las fuerzas anárquicas de su propia sociedad, el hombre trabajará sobre sí mismo en los morteros, con las herramientas del químico. Por primera vez, la humanidad se considerará a sí misma como una materia prima y, en el mejor de los casos, como un producto semiacabado físico y psíquico. El socialismo significará un salto del reino de la necesidad al reino de la libertad. También es en este sentido que el hombre de hoy, lleno de contradicciones y sin armonía, franqueará la vía hacia una nueva especie más feliz”.
http://www.icl-fi.org/espanol/eo/45/familia.html
submitted by ShaunaDorothy to Espartaco [link] [comments]


2015.01.24 11:37 nobfiama Susana Díaz, Pablo Iglesias...Zapatero

 SUSANA DÍAZ: LA ESTRAGIA DE LA ARAÑA 
  1. En el proceso autodestructivo del PSOE, Susana Díaz, viene representando desde hace algunos mese (para los que reclaman “las esencias” de éste partido) la salvación de las migajas, pero tiene un problema: de momento carece de “legitimidad intrapartido”, no ha ganado todavía ningunas elecciones. Es presidenta de Andalucía, por designación digital, ante la renuncia de José Antonio Griñán, su mentor y valedor.
  2. Por ello, ha elaborado todo un proceso para ponerse al frente del PSOE y proclamarse candidata a la presidencia del Gobierno con las mejores garantías.
  3. Estas garantías pasan por conseguir colocarse en la línea de salida por delante de las otras fuerzas políticas y para ello ha buscado el mejor momento (en el calendario) para disolver las cortes andaluzas, haciendo recaer la responsabilidad de dicha disolución en I.U. y, de paso, aprovechar también el desgaste que está sufriendo su socio de gobierno por compartir responsabilidades a nivel Regional, más la sangría nacional por la aparición de Podemos en escena.
  4. A Podemos, le pilla con el pie cambiado, ya que no le da tiempo material de configurar una estructura Regional, ni candidatos con solvencia para afrontar una elecciones Regionales en Marzo.
  5. El PP, en Andalucía por no tener no tiene candidato conocido y con fuerza, tras la fuga de Arenas y además sufre el castigo que su electorado le va infringiendo a nivel nacional por las políticas de Rajoy.
  6. Con estos mimbres, esta mujer (a quien mi santa esposa la llama “caballo percherón”) en el mes de Marzo, se encontrara en las mejores condiciones, no sólo de ganar las elecciones en Andalucía, sino de legitimarse ante los guardianes de las esencias del PSOE.
  7. A partir de Marzo, con las elecciones ganadas, su andalucismo pasará a mejor vida porque será llamada a responsabilidades más altas: La presidencia de gobierno de España y esto en Andalucía, siempre suena bien.
  8. En el camino, quedarán muchos cadáveres, entre ellos el de Pedro Sánchez, pero como el sistema siempre es benevolente con sus piezas sacrificadas, ya se le encontrará destino en agradecimiento a los servicios prestados.
La estrategia está diseñada, otra cosa son los imponderables que se encuentre en el camino, que le faciliten o dificulten el mismo. Pronto lo veremos.
 PABLO IGLESIAS: CRONICA DE UNA AMBICIÓN ANUNCIADA 
  1. Si hace algo más de un año, se pregunta a los españoles ¿Quién es Pablo Iglesias? No creo que llegara a un 5% de conocimiento, hoy es el personaje más conocido para los españoles (97%), después del Rey (100%). En política, éste es un fenómeno nunca visto hasta ahora.
  2. Es indudable, que ello sólo ha sido posible gracias a los medios de comunicación, en especial por las cadenas de TV: La cuatro y la Sexta, quienes le han posibilitado desgranar un discurso rompedor, tomado de la calle y de los movimientos sociales, en especial el 15-M. Los ciudadanos, cansado de un discurso trasnochado, de la corrupción insoportable, del desmantelamiento del Estado de Bienestar, han podido escuchar su propia voz a través de la de Pablo Iglesias.
  3. En el verano del 2013, Pablo Iglesias (entonces un absoluto desconocido) junto con un grupo de compañeros profesores de la Universidad Complutense deciden “probar” y dan el paso a las elecciones europeas bajo el paraguas del movimiento social PODEMOS, que acaban de fundar, recogiendo las inquietudes y las reivindicaciones y el malestar del 15-M, de las “mareas” blancas, azules, verdes…Con un resultado para nada soñado por ellos y ni siquiera previsto en ningún sondeo: 1.200.000 votos y cinco escaños en el Parlamento Europeo.
  4. Con estos mimbres Pablo Iglesias, decide ir a por todas: Se acabó jugar a los movimientos sociales, a la reivindicación asamblearia, a las movilizaciones: Hay que fundar un partido como los de “la casta” con un liderazgo fuerte (el) con un grupo de absoluta confianza (“su ejecutiva”) y con un discurso, supervisado por él y que no suponga comprometerse con nada. No hay que cometer ningún error hasta alcanzar el poder a finales del 2015 ni permitir la disidencia dentro del partido. Todo el poder para el líder.
  5. El partir de la nada y en poco más de dos años llegar a Presidente del Gobierno de España, es algo inaudito, no soñado por nadie y, por supuesto, imprevisible. No existe ningún antecedente en las democracias occidentales. Lo normal y lo lógico en política es empezar poco a poco, desde abajo, conquistando electores, convenciendo sobre el terreno con decisiones que afectan a los ciudadanos, véase por ejemplo Syriza en Grecia, que desde su fundación, lleva ya 10 años al pie del cañón, gobernando ayuntamientos, debatiendo en el Congreso, presentando propuestas. Su próxima victoria electoral, el día 25, será la culminación de un trayecto no muy largo en el tiempo, pero eficaz y congruente con los tiempos en política.
  6. Pablo Iglesias, no quiere pasar por ello, tiene prisa, no puede dejar pasar la oportunidad, por ello: ¿Las municipales? No. Aunque los ciudadanos de los Círculos lleven trabajado en sus respetivas municipios y se cojan un cabreo monumental. Razones: No queremos que entren oportunistas (¡!??) en las listas de podemos. Las municipales son en Mayo y pueden “chafar” al líder los errores, las exigencias de los ciudadanos a sus concejales y alcaldes. Lo importante es llegar limpios e inmaculados a la gran cita de las Generales.
  7. ¿Ideología? No hombre, eso está superado. “El debate derecha-Izquierda es un juego de trileros” (véase entrevista en el Pais). ¿Entonces, los amores con los gobiernos bolivarianos? Son pecados de juventud: “Nosotros abogamos por modelos nórdicos” Ahora, si le preguntan: si le gustaría tener un programa de TV, como presidente del gobierno al estilo de Chávez o Correo, contesta: !! Sería la hostia, ¿no?!! (véase entrevista de Jordi Evola en Quito) y de Monedero, llorando la gran pérdida que supuso la muerte del comandante Chávez, para los pueblo oprimidos de América?, pelillos a la mar… Entonces, nos preguntamos: ¿Qué hace hoy en la campaña Griega con Syriza? (partido netamente de izquierdas) Ah, eso forma parte de las contradicciones y en todo caso:”Estos son mis principios, pero si no le gusta, tengo otros” ( Groucho Marx)
  8. Pasamos primero del no al pago de la duda externa criminal, al no pago de la parte ilícita, para terminar con la renegociación de la misma. De la Renta básica universal, al salario mínimo de subsistencia. De la jubilación a los 60 años, al ya se verá…¿y la cuestión catalana? ¡!Puf!! “pondremos sobre la mesa todas las propuestas” ¡!eureka!!( entrevista en la SER)
  9. Eso sí, nada de participar en marcha reivindicativas, nada de que se nos vea en plataformas contra los desahucios, mareas… y ¿los círculos? Ah, sí, continúan debatiendo sobre el sexo de los ángeles.
  10. No está mal todo éste diseño en dos años ¿no? Otra cosa es que lo logre. De momento, las últimas encuestas, ya suspende…es que no es fácil mantenerse con un discurso que en los tiempos que corren, todo se queda viejo y el discurso de “la casta”, también se va quedando viejo si no hay alternativas.
     ZAPATERO: EL PATETISMO HECHO PERSONA 
  11. Zapatero, soñó y jugó a estadista y se ha quedado como “un pobre hombre” Es lamentable verlo por los platós de TV y radio, reivindicando su legado y jurando sobre la biblia que la modificación del artículo 135 de la constitución ( sin debate, sin referéndum) fue una acción progresista y democrática.
  12. Es la misma persona que nos ilusionaba con aquello de que en economía en España jugamos en la ”Champions-league” o aquello de que nuestro PIB había ya superado a Italia, estábamos cerca de alcanzar a Francia y pronto iríamos a por Alemania!! O aquello de que bajar los impuestos era de izquierdas.
  13. Este mismo hombre es utilizado por los guardianes de las esencias del PSOE, para apuntillar a Pedro Sánchez y lo hace con cierto entusiasmo para así poder vengarse de la afrenta que le supuso que éste “advenedizo” le quisiera enmendar la plana renegando de la muy democrática modificación del artículo 135 de la Constitución.
  14. Qué importa que le recuerden que es el mismo Zapatero que en el último Congreso del PSOE primero apostó por Eduardo Madina, luego por Susana Díaz, para terminar poniendo toda la estructura del partido al servicio de Pedro Sánchez para ganar las primarias y hoy, seis meses más tarde renegar de él.
  15. Lo dicho: PATÉTICO.
submitted by nobfiama to podemos [link] [comments]


Amor en Línea  Tráiler oficial  Estreno 29 de septiembre ... Servicio en línea para trámite de solvencia - YouTube CLÁSICAS DE CITAS  Entre Patas Casa de citas documental  Cámara oculta en la casa del ... EsSalud en Línea, tu servicio de citas por telefónico.flv ... Gobierno lanza Portal de Citas en línea de servicios ... Citas en línea gratis - YouTube Amor en LINEA,  Mini Película  No TODO es lo que PARECE ...

Citas online ciega a citas de MnogoChat MnogoChat

  1. Amor en Línea Tráiler oficial Estreno 29 de septiembre ...
  2. Servicio en línea para trámite de solvencia - YouTube
  3. CLÁSICAS DE CITAS Entre Patas
  4. Casa de citas documental Cámara oculta en la casa del ...
  5. EsSalud en Línea, tu servicio de citas por telefónico.flv ...
  6. Gobierno lanza Portal de Citas en línea de servicios ...
  7. Citas en línea gratis - YouTube
  8. Amor en LINEA, Mini Película No TODO es lo que PARECE ...

¿Alguna vez han intentando enseñarle a usar la computadora a sus abuelos? Vean lo que pasa en 'Amor en Línea', la nueva comedia del francés Stéphane Robelin.... This feature is not available right now. Please try again later. Policia Nacional Civil La Policía Nacional Civil (PNC) informa a toda la ciudadanía que, a partir del 21 de noviembre del año 2016, ya puedes reservar un cup... Mas informacion en http://bancayseguros.pe/essalud-acreditacion.html Esta vez investigamos a la casa del amor. Canal de Dante: https://youtu.be/7qljsvFFcK4 ¡SUSCRIBETE! Instagram https://www.instagram.com/yosoyyulay Facebook h... #ServiciosConsulares 📹📺 El servicio consular para los salvadoreños en el exterior está cambiando durante la gestión del Presidente Nayib Bukele. Hoy la mi... Chatear Gratis: http://DateVIP.com/es Revolucionando la experiencia de romance en las redes sociales, de una vez por todas. Un sitio que es por la gente y pa... Mi primera Mini película, Mía es una chica muy hermosa e insegura, tras una ruptura amorosa decide intentar buscar el amor en Internet, pero... Sera esto lo ...